0 4 mins 1 mes

¿Cómo se acepta una herencia? ¿Qué conlleva la aceptación de una herencia? ¿Quién puede aceptar una herencia? El ser beneficiario en un testamento puede causar muchas dudas y preguntas, el Despacho de Abogados Català Reinón ofrece asesoramiento personalizado y representación profesional para que puedas tomar una buena decisión.

Ser el heredero de una herencia puede ser una oportunidad para algunos de encontrarse con un regalo económico que no esperaban, y que les puede ayudar en un momento difícil de sus vidas.

Por otro lado, aceptar una herencia, también puede conllevar que el heredero tendrá que responder en caso de que el fallecido tuviera deudas.

Tener este conocimiento, además de que el hecho de aceptar una herencia también implica papeleos, gastos y pago de impuestos, puede llevar a que más de un beneficiario se piense de manera muy seria si aceptar o no una herencia.

Para aquellos que tengan dudas, el Despacho de Abogados en Madrid | Català Reinón Abogados, nos explica lo que implica la aceptación de una herencia y cómo acceder a ella.

Cómo se acepta una herencia

El hecho de ser beneficiario de una herencia, debido a que el fallecido lo haya indicado en sus últimas voluntades y testamento, no significa que de manera automática se vaya a recibir la herencia.

Primero, se notificará al beneficiario de que es el heredero de una herencia, y después para aceptarla, es necesario que se firme un documento en el que se plasma que se está de acuerdo con recibir el patrimonio que el fallecido haya estipulado.

A la hora de aceptar una herencia, no solo se reciben los beneficios económicos o materiales si los hubiera, también se aceptan las obligaciones como los gastos derivados de los trámites, el pago de los profesionales implicados en las gestiones y los impuestos que las leyes impongan.

Las consecuencias de aceptar una herencia

Al aceptar una herencia, la persona adquiere el rol de heredero, es decir, que adquiere tanto los derechos como las obligaciones del fallecido.

  Mejor compañia de gas

Al convertirse en heredero tiene derecho a recibir los beneficios de esa herencia, que suelen ser dinero o propiedades, pero también se adquieren las posibles deudas que haya dejado el fallecido, con la obligación de tener que hacerlas frente y pagarlas.

Nadie debe ser obligado a aceptar una herencia. Es un trámite que debe realizarse de manera voluntaria y sin ningún tipo de coacción.

¿Todo el mundo puede aceptar una herencia?

Aunque es importante saber lo que conlleva la aceptación de una herencia y como llevarla a cabo, también es esencial saber que no todo el mundo puede aceptar una herencia sin ayuda de otro tipo de figuras legales.

Este es el caso de niños menores de edad que necesitarían la autorización de sus padres o tutores para poder aceptar una herencia o, también, personas incapacitadas y sujetos a tutelas, tienen que tener el visto bueno de la persona encargada de su tutela.

Aunque existen otras figuras jurídicas, asociaciones, establecimientos públicos oficiales o fundaciones que tienen que seguir unas normas impuestas por ley para poder aceptar o renunciar a una herencia.

  Subsidio por insuficiencia de cotización sin cargas familiares

Son muchas las dudas que surgen en el momento de enterarse de que se es el heredero de una herencia, para poder solventar todas estas dudas lo mejor es buscar el asesoramiento de abogados expertos en herencias, como el Despacho Català Reinón Abogados, que podrán ofrecer consejos y representación profesional.